La primera comida del día

Durante mucho tiempo hemos escuchado a nuestras abuelas decir que el desayuno es la PRINCIPAL comida del día, esta es una verdad a medias.


La interpretación latina de esta afirmación ha hecho que el desayuno sea abundante: “necesitas comer bien para que puedas trabajar”, “si desayunas bien, tendrás mucha energía en el día”; por esta razón los desayunos se acompañan de arepa, huevo, queso, chocolates y calentado… Caldo de costilla, carne. Según la región o país .


Comer bien = a cantidad.


Aclaremos la afirmación, LA PRIMERA COMIDA DEL DÍA ES LA MAS IMPORTANTE, esto es correcto. Las personas pasan por un ayuno durante la noche (de 6,7 o 8 horas), mientras duerme; y lo primero que coman al siguiente día va a marcar su desempeño bioquímico y energético.


Dormir es importante para el cuerpo porque le posibilita descansar y reemplazar lo consumido durante el día, como los nutrientes de las células y los neurotransmisores gastados.


Cuando dormimos, nuestra temperatura baja, lo que permite que el cuerpo se refrigere y el corazón descanse. Además, ocurre la reparación de los músculos y la limpieza del cerebro.


Todo esto; hace que nuestro cuerpo este realojado y necesitado de nuevos nutrientes, ¿tú qué crees que anhela recibir?


Mejor te pregunto ¿Cómo quieres que te despierten?: a gritos o con caricias. Lo mismo pasa con tu organismo, si inicias tu día con una alta carga de carbohidratos tu cuerpo va estar estresado bioquímicamente y la energía no va ser la mejor. Después de un grito nadie va tener un buen día.


El cuerpo se debe despertar con una alimentación ligera (caricias) y en pequeñas cantidades. Frutas, cereales; pero lo que yo más recomiendo son batidos frescos y naturales.




Una buena rutina al levantarse es: Estiramiento, si tienes tiempo hacer ejercicio, preparar y tomar tu batido natural y fresco, te bañas. Después de una hora ya puedes desayunar como acostumbras, en menor cantidad… y listo.


Los resultados de este cambio lo vas a sentir cinco días después, mayor vitalidad, una gran capacidad de concentración y de resolver situaciones, tu mente definitivamente es más productiva y tu cuerpo más eficiente.


Pequeñas acciones, grandes cambios.

184 visualizaciones0 comentarios